Papá También Brilla

Papá es fundamental para favorecer el vínculo materno-filial (mamá-bebé) en los primeros meses de exterogestación de la criatura, así como para la paulatina separación de dos almas que se encuentran unidas y lentamente van adquiriendo su individualidad de nuevo.


Según Laura Gutman, la función de un padre maduro tiene dos momentos destacados: el primero se refiere al sostén emocional que necesita la madre y el segundo, al apoyo a favor de la lenta separación emocional entre la madre y su hijo/a.


Aunque en un principio, los futuros o recién estrenados padres no os sintáis importantes, debéis saber que vuestro papel es imprescindible para el mantenimiento y supervivencia de la crianza, el vínculo y la lactancia.


Que los papás seáis un apoyo incondicional para vuestra pareja en el momento de convertirse en madre, en todas y cada una de las etapas que os conducen a formar esa familia que tanto deseáis, como son, el embarazo, el parto, el postparto y la lactancia; será un hecho que marcará la diferencia. Os convertiréis en un escudo protector, que permitirá que la madre se adentre en sí misma y en lo que necesita vuestra criatura.


No obstante, como hombres, también seréis papás por primera vez. Estáis viviendo una adaptación, una evolución en vuestras vidas. Necesitáis información, aprendizaje en el hecho de paternar y acompañamiento.


Asesoraros como padres, que os sintáis visibles, importantes, partícipes de esta nueva etapa que comporta la ma-paternidad, involucrados. Ofrecer disponibilidad y servicio para resolver vuestras dudas e inquietudes. Ser un apoyo también para vosotros. Son aspectos para mi, como matrona, muy importantes.


Un papá emocionado, involucrado, consciente y lleno de amor, también brilla.



12 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo